Inicio > Nuestro punto de vista > La RSC como principal contrapartida

La RSC como principal contrapartida

La RSC es un término muy utilizado últimamente en el sector empresarial. Las siglas RSC significan, Responsabilidad Social Corporativa también conocido como RSE, Responsabilidad Social Empresarial. Pero, ¿qué es realmente y cómo influye en una empresa a la hora de patrocinar un evento?

Para la Organización Internacional del Trabajo (OIT) la Responsabilidad Social de la empresa es el conjunto de acciones que toman en consideración las empresas para que sus actividades tengan repercusiones positivas sobre la sociedad y que afirman los principios y valores por los que se rigen, tanto en sus propios métodos y procesos internos como en su relación con los demás actores, siendo una iniciativa de carácter voluntario. Así pues, podemos decir que la RSC se da en dos niveles: uno interno, de cara a las personas que conforman la empresa; y otro externo, de cara a la sociedad que les rodea. En este sentido, desde muchos ámbitos se reclama a la empresa una responsabilidad social explícita. El mercado, en un sentido amplio, demanda que la empresa no se limite a una explotación económica en el sentido histórico, sino que por el contrario, la sociedad premia a las entidades que son socialmente responsables.

Esto lo saben las empresas, y por eso, a la hora de decidir los eventos que van a patrocinar, uno de los motivos principales están basados en sus políticas de RSC. Lo primordial va a ser que estas políticas vayan acordes con el evento patrocinado.

Una de las preocupaciones principales para las empresas patrocinadoras en este ámbito es la medición de resultados en cuanto al comportamiento socialmente responsable de su empresa y qué retorno de la inversión ha conseguido. De entrada, os tenemos que avanza que se trata de algo complejo y que abarca múltiples facetas. La RSC hay que valorarla como un todo y no como algo independiente y aislado. Lo primero que hay que tener presente para una medición global es cómo ha influido la RSC respecto a cuatro o cinco niveles: trabajadores, consumidores, propietarios, sociedad y stakeholders.

Partiendo de estos preceptos, hay que centrarse en los resultados obtenidos. Estos resultados implican las consecuencias e impactos que ha tenido. Para ello se analiza desde diferentes puntos de vista:
–    Mediante encuestas, para ver la opiniones de todos los grupos de interés.
–    Analizando el contenido de los informes anuales.
–    Las noticias y artículos sobre las acciones sociales de la empresa.
–    Los índices de percepción pública sobre la reputación corporativa.

En cualquier caso, hay que tener claro que, el impacto de la RSC en los resultados de una empresa puede tardar varios años en manifestarse, es decir, que no es algo inmediato.

Os dejo un enlace sobre una página que me ha resultado muy interesante: “El Observatorio de Responsabilidad Social Corporativa”.
Surgen en el año 2004, de la mano de un conjunto de organizaciones representativas de la sociedad civil; con el objetivo de aunar opiniones, conceptos e iniciativas y crear una entidad de referencia capaz de impulsar la educación y divulgación necesarias sobre el tema de la RSC. Y con el fin último de potenciar la Responsabilidad Social de las Empresas en el núcleo de la sociedad.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: